31/5/08

Esplendor en el melonar


Cuando la vida me estornuda, lo hace feliz
Y hoy luce un buen día para seguir viviendo.
Percibo un algo nuevo que me hace, simplemente, capaz:
Una chispa de sabiduría
Se enciende sobre vuestras cabezas.
Casi atisbo el horizonte,
Gracias a vuestro maduro resplandor.

Cuando la vida me estornuda, lo hace feliz.
Sus aspersores los programo en el óptimo.
Únete al esplendor naciente, fruta verde.
Déjate querer y resplandece conmigo.

¡Atchís! con acento de pepita.
Vuestras frentes en llamas están.
Adivino que es tan sólo un segundo, fulgor...
Esplendor en el melonar...

No hay comentarios:

Publicar un comentario